La gestión que generó un problema… raro es que lo solucione

Después de todos estos muchos años (la ppt de mi primer proyecto Agil, ojo, del 2001), después de haber pasado por decenas de organizaciones (post del 2014.. después de pasar por 80 empresas), etc., he podido aprender muchas cosas, muchas, he escuchado y visto de todo (y lo que me queda por ver y aprender), como te cuento de vez en cuando en post como los de «peores frases escuchadas» (en peores frases 1er semestre 2019, mejores frases 2018 o mejores frases 2014).

Hoy me ha dado por pensar en cómo, tantos años después, aún me sigue sorprendiendo, maravillando, la capacidad de los cerebros, como se las pueden ingeniar de maneras inimaginables y colectivas para justificar seguir trabajando de la misma manera, por mala que sea y lleve años, y años, generando desastres (y sí, me refiero a cascadas, gestión clásica, tradicional y relacionados).

El Lado Oscuro tiene muchas justificaciones para seguir trabajando igual, que tienen su gran público y fans, como el clásico de «en agilidad no hay fechas y no se sabe cuándo se termina» o aquel de «la agilidad es hacerlo más rápido«. Y, del estilo, hay otro clásico, el de «la gestión Ágil es más cara» y de después de eso… queda automáticamente justificado usar la gestión viejuna de siempre (no cambiar, vamos).

Lo de que «la gestión Ágil es más cara» puede dar para muchos post (es puro reduccionismo, un Cobra Kay), pero, concretamente en estos días, la frase la he visto relacionada con el código Legacy: «con código Legacy es más económico usar gestión tradicional».

Hablamos hace poco de lo difícil (¿imposible?) de rehacer de cero un Legacy, un sistema software grande, por lo que la mayoría de las «transformaciones ágiles» conviven y convivirán con Legacy y Walking Deads, por lo que la frase es muy peligrosa.

El razonamiento de porque «la gestión Ágil es más cara cuando hay código Legacy» no terminé de entenderlo del todo bien, pero la justificación venía de algo así como que si tenemos código Legacy, con deuda técnica obviamente, y creamos equipos Ágiles (multifuncionales, etc., en vez de mantener los silos y cascadas con proyectos) hay que poner más gestión y gente y equipos transversales, para asegurar «los diseños» y «controlar» qué equipo está tocando qué parte y que no se pisen y cosas del estilo. En vez de todo eso, más los riesgos, «era más económico tener las fases tradicionales» de diseño en papel que organizaran «el lío».

Lo curioso de esta historia es que, sabiendo que la deuda técnica en un Legacy tiene un coste altísimo (aunque no podamos cuantificarlo matemáticamente), que se arrastrará años, que, de hecho, es lo que frena poder trabajar con mejores prácticas técnicas… ¿cómo puede ser la mejor opción, y la más económica, seguir manteniendo el modelo de gestión que la provocó?

Hablando en términos generales, no coincido ni de lejos en que una gestión Ágil (pero de verdad, no de postureo) es más cara que una tradicional, pero lo que más me llama la atención es cómo podemos ver con buenos ojos mantener el modelo de gestión que causó nuestro problemas (el Legacy con Deuda Técnica), esto parece síndrome de Estocolmo.

jgarzas

Ph.D. en informática, Postdoctorado en la Carnegie Mellon (EE.UU) e Ingeniero en Informática.

Primera vez que me tocó hacer una gestión Ágil en una empresa... año 2001. Desde entonces he trabajado en, o para, más de 90. Y he formado a más de 2000 alumnos.

También soy profe de la Universidad Rey Juan Carlos.

Latest posts by jgarzas (see all)

1 comentario en “La gestión que generó un problema… raro es que lo solucione”

  1. La gestión agile no es más cara, es más honesta, no entrega defectos ocultos. La gestión tradicional entrega lo que sea cuando se termina el presupuesto. Si tiene defectos ocultos o simplemente no sirve para nada, eso es cosa del cliente, él sabrá cómo lo gestiona. Cuando el software sea considerado un producto y tenga que dar garantía de 2 años como el resto de productos, cambiará la cosa.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *