Pages Menu
Categories Menu

Posted by on Ene 30, 2018 in General | 0 comments

4 cosas, generales y de contexto, que deberías saber sobre Scrum

Después de la lluvia de dudas que me mandáis, por Linkedin y correo, para preguntarme dudas sobre Scrum, relativas a certificaciones, uso del modelo, etc., he escrito este post para tenerlo como recopilatorio.

Allá por el 2001 (ese movido año, como te conté hace unos días en la trepidante historia de la 1ª vez que asistí a una charla sobre Agilidad y lo movido que fue aquel año), que conocíamos “cuatro” esto de la agilidad, todo este movimiento que hay hoy era impensable. Hoy las cosas son diferentes..

Como todo, la masificación tiene sus cosas buenas y sus cosas malas, las buenas (que son mayoría) vienen de que hay más gente intentando mejorar, aprender, aportar, más conocimiento accesible, etc. Las malas vienen de la confusión que hay, el caos, de aquellos que se quieren aprovechar del momento, del “hagamos lo de siempre pero llámalo ágil ahora”, etc. Y, en el plano más romántico, esto son cosas mías, la perdida de ese toque indie que tenía la agilidad y que tiene pinta de haber desaparecido para siempre.

Pero bueno, las cosas son como son, ni mejores ni son peores, son sólo diferentes. Lo que no quita que desde aquí, desde la Resistencia, sigamos luchando contra el Lado Oscuro (el de antes y el de ahora), y que por ello hoy, humildemente, te deje un post de mis aclaraciones a confusiones típicas relativas a Scrum, por ser el framework ágil que más gente, y negocio, tiene su rededor, lo que, lógicamente, ha disparado sobre él las mayores confusiones.

Vamos a ello…

1 – Scrum no es el único framework ágil

Primero aparecieron un conjunto de frameworks alternativos (Scrum, eXtreme Programing, DSDM, FDD, Crystal, etc.), alternativos a los de mayor uso por aquellos tiempos (y por estos), los conocidos como métodos pesados, o basados en el cascada, de inspiración industrial, Tayloristas, predictivos, etc. (te doy muchos nombre, porque no hay sólo uno)

Y, posteriormente, en 2001, 17 autores de esos frameworks, o ideas, alternativos a los pesados, se juntan, sacan unos mínimos comunes y a esos, mínimos les llaman Manifiesto Ágil (toda esta historia no la cuento yo, que yo no estaba allí, lo cuenta uno de los padres de la agilidad).

Así que, como te conté hace años, nadie sabe lo que significa agilidad, en el sentido de que no hay una definición acotada y rigurosa de qué es ágil y qué no. Los mínimos son los 4 valores del manifiesto ágil y la extensión de estos en 12 principios. Pero puede haber múltiples interpretaciones Ágiles.

En resumen, Scrum es uno entre muchos frameworks ágiles (aquí tienes una clasificación de “métodos” (realmente frameworks) ágiles). Si bien es hoy el más popular y el que más negocio mueve, hasta el punto de que muchos han interiorizado que la “Agilidad es seguir Scrum”, cuando lo más correcto es que “Scrum es un modelo para ser Ágil”.

Siguiendo Scrum podrías ser Ágil, pero también podrías serlo sin seguir Scrum. Y, hasta me aventuraría a decir, y esto, por su extensión y profundidad lo dejaré para otro post, que siguiendo al pie de la letra Scrum puedes ser muy Scrum y dudosamente ágil (por aquello de la auto-organización y del Shuhari)

Dicho lo anterior, lo siguiente es obvio, aunque conviene escribirlo…

2 – Hay muchas prácticas ágiles fuera de la guía de Scrum

Incluso si nos acotamos a las 19 páginas de la guía oficial, diría que hay más prácticas consideradas ágiles fuera de Scrum que dentro de la guía. Prácticas que ha ido creando la comunidad, sin estar bajo ningún framework ágil en concreto o estando bajo alguno de los otros que hay.

Scrum tiene SÓLO UNA parte de las prácticas que hoy llamamos ágiles, muchas muy populares no están en Scrum y es muy típico usarlas junto con Scrum, cuando alguien usa un modelo ágil, ejemplos:

– Historias de Usuario (origen, hace muchos años, pero en el mundo ágil las populariza eXtreme Programming, otro modelo ágil para mí más determinante pero menos famoso hoy)

Planning Poker (viene de la comunidad eXtreme Programming),

– Deuda Técnica, Inceptions, Mapas de Historias, etc.

De hecho, puedes ver un listado de prácticas ágiles que estoy haciendo, donde encontrarás un montón, Ágiles pero no esencialmente Scrum.

Así que, típicamente, vas a usar, o estarás usando, un montón de cosas que no son de Scrum. Y te va a tocar leer y estudiar más allá de Scrum.

Y restringirte al uso, estudio o implantación sólo de Scrum no te va a ser suficiente. Sé libre, no te encorsetes, coge lo que mejor te venga de aquí, y de allí, prueba, experimenta y no te cuadricules en que si esto este este framework u otro, si cumples uno de ellos al 100% o no.

.

.

Como el post se me ha ido, en mucho, del límite de palabras que me suelo fijar… lo he dividido en dos y mañana te dejo la segunda parte: sobre si hay UNA Y ÚNICA certificación, y otras cosas.

Javier Garzás

Javier Garzás

Ph.D. en informática, Postdoctorado en la Carnegie Mellon (EE.UU) e Ingeniero en Informática.

Primera vez que me tocó hacer una gestión Ágil en una empresa... año 2001. Desde entonces he trabajado en, o para, más de 90. Y he formado a más de 2000 alumnos.

También soy profe de la Universidad Rey Juan Carlos.
Javier Garzás

Post a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Share This